PORTAL TAURINO

ENTRA www.purezayemocion.com Portal taurino comprometido con la Fiesta


lunes, 17 de marzo de 2014

"Mano a mano" entre Castella y Perera: sin compromiso con la Fiesta

Hoy se "baten" en duelo Sebastián Castella y Miguel Ángel Perera en un mano a mano en las Fallas de Valencia. La semana pasada hicieron una presentación porque supongo que lo querrán vender como un gran acontecimiento. ¿A tanto creen que puede llegar o es que realmente llega el poco criterio del aficionado actual? Lo digo porque los toros elegidos son de Zalduendo. Una ganadería que no es, en mi opinión, para enfrentarse cara a cara y saldar cuentas pendientes, como nos quisieron hacer ver en las declaraciones que hicieron en la rueda de prensa posterior. Las palabras de Castella fueron "para hacer un mano a mano tiene que haber un motivo. La idea de hacer un cartel para esta corrida tan especial es reivindicar la Fiesta de los toros y nosotros dos queríamos hacer algo más que el cartel de la feria. (...) Hasta que no salga el toro creo que no hay más que decir". Como siempre, en las palabras del francés encontramos cierta soberbia, que estaría bien que defendiese y justificase con la elección del hierro, para plantar cara de verdad en el ruedo al que considera un rival importante y de paso, reivindicar verdaderamente la Fiesta de los toros, como él pretende. Porque cuando uno quiere demostrar algo, tiene que apostar de verdad e ir a por todas. ¿Espera demostrar lo torero que es con toros de Zalduendo? Lo que pretende, al igual que Perera, es que salga un toro que le "deje", con el que se sienta "a gusto" y con el que pegarse un arrimón triunfalista cuando el toro ya no pueda con su alma. Eso es lo que pretenden.

Por su parte, en su turno de palabra Miguel Ángel Perera dijo "quiero estar a la altura de la feria, de la plaza y de la afición. (...) La ambición y el amor propio de cada uno están por encima de todo". O sea: me da lo mismo, que lo mismo me da. Igual que Castella, Perera quiere estar a la altura de una plaza de primera categoría como Valencia, vendiendo un mano a mano con este tipo de toro. Y no se dejen de llevar porque vaya a matar la de Adolfo Martín en Madrid, porque eso es sólo una corrida en toda la temporada, estando el resto de ella en la misma posición cómoda de siempre. No menos impactante es hablar de amor propio por torear esta corrida de Valencia. Me quedo sin palabras...

A modo de anécdota sobre lo que es un "mano a mano", pondré un ejemplo que en su día puso el actual D. Tomás Prieto de la Cal: "me acuerdo que Dominguín despertó un día a mi padre a las tres de la mañana para pedirle que le preparara su corrida más grande para Barcelona. <¡Topri -así le decía Luis Miguel al ganadero-, necesito esa corrida para que Litri la mate conmigo, para que vean si es capaz>".

Señores Castella y Perera, esta corrida no pasa de ser una más. Como las que llevamos viendo una o dos temporadas, que más que "mano a mano" lo ideal es llamarlas "corridas de dos toreros". Si quieren que la corrida esté a la altura de llamarla "mano a mano", elijan una ganadería de las que suelen presentar más complicaciones, donde demuestren lo poderosos que son porque haga falta lidiar y dominar a los astados, y donde la gente en el tendido, pase miedo de ver cómo dos toreros dispuestos están exponiendo todo para salir triunfador de la plaza y callar bocas.

2 comentarios:

  1. Enhorabuena, David, por tu entrada, no basta con aceptar un mano a mano frente a toritos bien elegidos para que dos figuritas se imaginan que el pùblico no distingue entre las trampas de la fiesta circo o la integridad de la FIESTA BRAVA
    Un abrazo fuerte, pa'lante siempre

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, amigo Pedro. Desgraciadamente, mis sospechas iban bien encaminadas.

      Un fuerte abrazo.

      Eliminar